Enviar
Red Teatral
locos por los musicales

Categorias


Noticias

Criticas

UNA CAPERUCITA EN UN MUNDO CERCANO




La obra “Caperucita, un espectáculo feroz”, escrita y dirigida por Javier Daulte, se presenta en el Multiteatro.


Todos conocemos la historia de memoria. El lobo se come a la abuela, se hace pasar por ella y cuando Caperucita llega con su canastita, la nieta indaga sobre la grandeza de los ojos, los oídos y la boca de la viejecita. Pero imagínense cuáles serían las reacciones de la platea si éste lobo en la piel de la abuela contesta que su boca es grande para… ¿¡besarla mejor!?

Ésta es la “Caperucita” de Javier Dualte, que solo puede existir en un espectáculo feroz para el cual Valeria Bertuccelli viene a interpretala con toda la grandeza que reclama el personaje. Lo mismo ocurre con las actuaciones de Alejandra Flechner y Veronica Llinás, que junto a la protagonista conforman una familia disfuncional de tres generaciones de mujeres con personalidades explosivas. Héctor Díaz también es una pieza clave que desde las características de su papel sirve de medio para ordenar escenas que hablan de otros tiempos.

Los paralelismos entre la fabula de la “Caperucita Roja” y la trama de la obra, son factores necesarios para que el guión se dirija a un final concreto. En la historia central, la vemos a Silvia (Bertuccelli) que corta su relación con Víctor (Díaz) porque solo tiene tiempo para cuidar a su abuela Eloísa (Llinás), internada en un hospital. La nieta parece querer más a su abuela que a su propia madre, Cora (Flechner). Víctor demuestra estar perdidamente enamorado de Silvia y nada pasaría si él no fuese un mentalista con la capacidad de controlar situaciones y llevar al resto de los personajes a momentos del pasado, lo cual desata una serie de eventos disparatados.

El diseño de escenografía de Alicia Leloutre es deslumbrante. Los espacios móviles que transportan a la platea desde el interior de un departamento a la habitación misma de un hospital aparecen y desaparecen en cuestión de segundos como si se tratase de un genio concediendo deseos.

Para el final de la obra, lo bizarro se adueña de la situación y es un factor esperado para cerrar las intrigas planteadas. Sin embargo, si se hubiese acortado, o hecho más ameno el tema de los “flashbacks”, las escenas hubiesen estado mejor encaminadas, en una acertada dirección al “clímax” de la historia. De todas maneras, poder disfrutar del trabajo actoral de Bertuccelli, Flechner y Llinás cumple con las expectativas del público, demostrando que “Caperucita, un espectáculo feroz” es una interesante opción en la cartelera teatral porteña.

FACUNDO ESPÓSITO
fredteatral@aol.com

CLIK aquí para info. de la noche de estreno de "Caperucita, un espectáculo feroz"

google+

Vuelos, Hoteles, Vacaciones - www.rumbo.es Buscar vuelo
Origen
Fecha de salida Adultos
Destino
Fecha de regreso Niños
BUSCADOR DE VUELOS