Enviar
Red Teatral
locos por los musicales

Categorias


Noticias

Portada

HAPPENING (NUESTRA CRITICA)




Tiempo recuperado: por el camino de Bergara Leumann…


Ciertamente refrescante fue la experiencia para la muy nutrida concurrencia del primer sábado de “Happening, de todo como en botica”, la propuesta musical de Fernando Albinarrate en La Botica del Ángel, ahora también Museo Escenográfico. Un cariñoso guiño a la vida y obra creativa de Eduardo Bergara Leumann en su propia casa, y en cuerpo y alma.

Con el mismo espíritu juguetón de ese símbolo de la efervescencia creativa de los prometedores sesenta y tumultuosos setenta, Happening evoca ya desde su nombre al “Gordo” y recorre su historia contextualizada, desde el germen de la Botica hasta su despedida “angélica” el mismo día en que había llegado al mundo, un 5 de septiembre. En una combinación interesante de buenas voces, natural histrionismo y un recorrido musical inteligente, la experiencia es una invitación a dejarse llevar en el sentido estricto del término: mezcla de happening, vernissage y visita guiada, el musical se desarrolla en cuatro ambientes distintos, a los que el programa y los actores van llevando a la audiencia.

Un inicio de fiesta internacional con música de todos los tiempos y latitudes integradas en
una disfrutable recepción en la que público y elenco se mezclan y hasta cantan al unísono.
La puesta es creativa y variada. Aprovecha al máximo el espacio y comparte sus secretos.

Desde el balcón angelical como excusa para más de un dúo o duelo cantabile hasta los baños creados por Soldi y cada uno de los rincones diseñados por Bergara, incluyendo un patio con escalera y fondo de cuplés, y la cafetería art nouveau, donde se colaron tangos y milongas emblemáticos de la Botica de Tango. Siguiendo el hilo de una historia hilvanada con arte y magia, cantaron presente desde Mozart (una Reina de la Noche destacable) y
Freddy Mercury, hasta Julie Andrews y Abba, agradeciendo la música, pasando por Irving
Berlin y un Carlos Gardel “que viste y calza”, en un desfile de piezas clásicas de todos los géneros, algo de scat y bolero en francés y español incluidos. Y no faltaron, como pide el café concert, las canciones originales, que siguieron a la simbólica apertura de esa sección con el inefable Willkommen! And bienvenue! Welcome! de Cabaret, como “Besos, no”, un interesante tango calificado en el programa de “anticariñoso”, o “Tu zamba que se hace vals”, amable “crossover emocional” según el diploma que los actores entregan como memento a la salida. Tampoco faltaron las referencias históricas, políticas y contextuales, ni los toques costumbristas.
Entre los solos, dúos y coros que poblaron la simbólica sala de café concert de la Botica, se pudo recobrar algo de aquel tiempo ido de explosión cultural y ver que, aún hoy, “todo ángel que practica va a parar a la Botica, y no hay ángel que por bien no venga.”
Como aquel collage angelical de una Buenos Aires que se perdía que el Gordo Bergara Leumann quiso albergar en la Botica, es este tributo que creó Albinarrate, con producción artística de Juan Cantafio y Hugo Zanón: homenaje y continuación de aquella iniciativa del catalogado alguna vez con la original etiqueta de “armonizador de las artes”.
Consistente la elección del formato, cruza musical de happening, living theatre y open theatre, en la que la función, por así llamarla, empieza para cada espectador cuando ingresa a la sala y se mezcla con los artistas, como huéspedes y anfitriones de la misma fiesta. Para dar vida a este Happening en siete partes y cuatro ambientes, creador y productor reunieron nombres reconocidos de la comedia musical: Lucila Gandolfo, Oscar Lajad, Sebastián Codega, Florencia Otero, Patricio Witis, María Rojí, Julián Pucheta, Anahí Scharovsky, Sebastián Holz, Ivanna Rossi y el novel Rodrigo Arias. Un elenco que disfruta y hace disfrutar la propuesta repartiendo, con notable generosidad, cada uno su talento, una creativa espontaneidad que no sólo se agradece sino que hace crecer al conjunto, y la hospitalidad de verdaderos dueños de casa. Bien elegido para cada momento, el vestuario original de EBL se luce en cada diseño y en el mensaje del conjunto. No es casual que su intención primaria fuera fundar una sastrería teatral.
Tampoco que, en ese empeño, se convirtiera en ícono de una época. Invitados especiales irán desfilando en las 8 funciones para firmar su estrella, en una convocatoria que rememora el espíritu de la Botica. Marcelo Polino inauguró la serie en este sábado de estreno.

Un “Happening" para disfrutar. PD: Para no perderse el riquísimo café invitación de la Botica,
un detalle que contribuye al clima de encuentro entre amigos, en medio del brillo de una
fiesta de ángeles y estrellas.

GGB.

Noticia completa:

google+

Vuelos, Hoteles, Vacaciones - www.rumbo.es Buscar vuelo
Origen
Fecha de salida Adultos
Destino
Fecha de regreso Niños
BUSCADOR DE VUELOS